La emigración cubana y su manipulación política por EE.UU.

Las migraciones han sido parte del actuar humano prácticamente desde los inicios de la especie. Pero en el mundo globalizado y profundamente injusto de hoy, el creciente flujo migratorio internacional –alentado por las hondas desigualdades económicas y sociales, la inestabilidad política, los conflictos armados, los desastres naturales y otras causas–, se ha convertido en uno de los más serios problemas de la humanidad.Miles de personas mueren todos los años intentando emigrar en precarias condiciones a través de fronteras terrestres y los mares. Otros miles, que llegan a las naciones más ricas del Norte buscando mejores condiciones de vida, son sometidos a abusivas y prolongadas detenciones y expulsados hacia sus países sin contemplaciones. Crecen las medidas restrictivas y xenófobas contra los inmigrantes en EEUU y Europa.En este complejo y duro panorama hay una clara excepción: el tratamiento que el Gobierno de EE.UU. le da a la emigración cubana con evidentes fines políticos, como parte de sus planes agresivos contra la Revolución.

Antes de 1959 eran contadas las visas que la Embajada de los Estados Unidos concedía a los ciudadanos cubanos para emigrar a ese país; lo que constituía una aspiración de millones de personas en el mundo, atraídos por el estándar de vida en la nación que emergió de la Segunda Guerra Mundial como la más rica y poderosa del planeta. Unos pocos humildes trabajadores dispuestos a asumir las duras labores que el estadounidense se rehusaba a hacer y componentes de la burguesía y de algunos sectores medios del país, eran los afortunados en esa ruleta migratoria.

Los trámites legales para que un cubano emigrara a Estados Unidos entre 1945 y 1959 eran prolongados y rigurosos. Al que ingresaba ilegalmente le esperaba sin remedio la expulsión o la prisión. Eran tan perseguidos por la “migra” como lo son ahora muchos emigrados latinoamericanos. Ahí esta el testimonio de Camilo Cienfuegos en sus cartas a la familia durante el tiempo que debió permanecer en territorio norteamericano, en la década del 50, ante la persecución de la dictadura batistiana.

Todo cambió con el Triunfo de la Revolución en 1959. Sigue leyendo

Anuncios

“Cuando retrato a mi padre olvido cualquier lazo”: Álex Castro

La Jornada – Cultura – Pág. 10-11
Ericka Montaño Garfias

Álex Castro se inició en la fotografía cuando era niño. “Era como un pasatiempo. Cuando eres niño repites las cosas de los mayores: vemos un avión y decimos ‘voy a ser piloto’, o vemos un médico y decimos ‘voy a ser doctor’. Fue una cosa como de juego y me fue gustando. Después me cautivó”, dice en entrevista el fotógrafo cubano con motivo de la exposición que inaugura este martes en la Galería 10/10, en Polanco, donde también se presentará el libro Fidel. En la muestra se presentan 71 trabajos de Castro Soto del Valle (La Habana, 1963), 20 de las imágenes son de la exposición El rostro de la historia, que estuvo en la Feria del Libro de Saltillo; las demás son un ejemplo de otros temas de los que se ocupa: ballet, deportes, moda, paisajes. El libro, en tanto, reúne el trabajo de cinco fotógrafos en torno al ex presidente y líder de la revolución cubana Fidel Castro, padre del fotógrafo, que van de 1955 a la fecha. Sigue leyendo

Ochún, Virgen de la Caridad…

Devotos cubanos y mexicanos festejaron en el municipio Mineral de Reforma, en Hidalgo, el día de la Virgen de la Caridad del Cobre, cuando se celebra este año el aniversario 400 del hallazgo de su imagen.
Hasta una capilla erigida en su honor en la finca La Escondida, comunidad de Amaque, en este territorio hidalguense, llegaron los fieles este 8 de septiembre a rendir tributo a la que es denominada la Patrona de Cuba.
Desde allí la imagen fue trasladada en una peregrinación hasta la iglesia de Amaque, una comunidad de unos mil 500 habitantes, en la cual existe una representación de emigrados de la isla caribeña.
Durante la ceremonia las oraciones de cubanos y mexicanos se unieron por la paz y la concordia.
Previo al inicio de la homilía, Vivian López, presidenta de la Asociación de Cubanos Residentes en México, destacó la importancia de esta peregrinación que desde hace cinco años se efectúa en la mencionada localidad.
En esta oportunidad, el recuerdo fue para el fallecido abogado Roberto González, hermano de René, uno de los cinco antiterroristas cubanos prisioneros injustamente en Estados Unidos, destacó López. Sigue leyendo